VIAJEROS SALUDABLES. DINAMARCA


Dinamarca es deliciosa y saludable. Hace algunas semanas viajé a Dinamarca para pasar unos días descubriendo Copenhague. Decidimos que queríamos aprender cómo viven en el país más feliz de Europa, conocer su estilo de vida tan de moda en los últimos años y descubrir su preciada gastronomía.

Recordemos que es uno de los países más prósperos de Europa, así que ya pensábamos que seguramente podríamos aprender mucho de ellos pero estando ahí aún nos percatamos más de lo mucho que nos queda para alcanzarles, pero vamos a centrarnos en salud y alimentación.

Pues bien, Dinamarca hizo pública hace unos años la intención de convertirse en un país 100% orgánico. Están trabajando duro en ello reconvirtiendo la agricultura y estimulando el consumo de los productos orgánicos. El 8% de todos los alimentos vendidos allí son orgánicos siendo el % más alto de todo Europa. En todos los supermercados apuestan por el producto fresco, local y de temporada. Abundan las frutas y verduras, están en la entrada de los supermercados, hay muchos mercados de producto fresco de pequeños agricultores en las calles, ... y todo sin ser exageradamente caro ni a precios muy diferentes de alimentos más industriales, que de hecho, aun estando presentes en todos los supermercados, no son los que más llaman la atención. Es decir, las campañas son pro alimentos saludables (vaya igualito que en nuestro país, donde el gobierno y las asociaciones referentes a la salud se asocian con marcas de productos alimenticios altamente procesados cargados de azúcares y grasas no saludables). El gobierno da ayudas a instituciones para que consuman productos orgánicos, reforman el sistema educativo para concienciar a los alumnos sobre estilo de vida saludable, nutrición y alimentación sostenible (¿parece un sueño eh?).

Los daneses son conscientes de lo que supone la alimentación para su propia salud, la de sus hijos y van más allá, se preocupan por cuidar su país y el planeta. Saben lo importante que es comer producto local y de temporada, y como paraíso foodie apuestan por el buen sabor natural de la comida. Es habitual verles comprar y comer frutas y hortalizas frescas por la calle, frutos secos, panes integrales con semillas y cereales sin refinar,...

Su cocina aprecia la materia prima, poco transformada pero con alto nivel gastronómica y no dista tanto de nuestra dieta mediterránea, pero a veces pienso que aquí en España mucha gente cree que seguir una dieta mediterránea es comer pan blanco, cereales y harinas refinadas, un trozo de carne o con suerte pescado, patatas y se descuidan mucho las legumbres, frutas, verduras y frutos secos que la caracterizan. La dieta nórdica se basa en consumo de:

- pescados. Salmón, arenques, bacalao, ...

- vegetales de raíz (remolachas, zanahorias, nabos, patatas), coles, verduras de hoja verde,... (resisten más el clima frío)

- legumbres

- bayas y frutos rojos, pera, manzana (de un olor y sabor brutal)

- cereales integrales sobretodo centeno, avena y cebada.

- setas

- lácteos. Si consumen muchos lácteos, no tienen miedos ni paranoias con la lactosa o la grasa.

- carne de caza. Pero de consumo esporádico.

- semillas y frutos secos.

Además, han adoptado el aceite de oliva. Lo pagan a precio de oro, pero incluso en pisos de estudiantes jóvenes encuentras una botella. Lo valoran muchísimo porque conocen sus múltiples beneficios para la salud. Ellos tienen aceite de colza que también es rico en omega 3.

Quizá la actual tendencia de que las grasas no son tan malas para la salud les beneficia y está muy de moda su dieta, pero más allá de las modas es un muy buen ejemplo a seguir.

No fue nada difícil comer de forma saludable. Hay muchas opciones deliciosas y también opciones vegetarianas o veganas. A continuación os comparto lo que podría ser un menú diario habitual:

- desayuno: Porridge (caliente o frío) de avena con bebida vegetal, leche o yogur; frutas; frutos secos.

- comida: tostada de pan de centeno (o como ellos le llaman Smørrebrød) con cualquier pescado ahumado o carne asada o huevo y, con vegetales.

- cena: ensalada o verduras asadas, una crema de remolacha,... y de segundo un pescado a la plancha o al horno que siempre te servirán acompañado de más verduras o patatas asadas.

- snacks: frutas, bayas, frutos secos, algún cracker de cereales integrales, hummus de mil sabores con crudités, un yogur o Skyr, quesos,vegetales encurtidos en vinagre...

Claro que tienen dulces típicos ( y también pudimos probarlos) y venden alimentos procesados, pero es fácil y tentador comer saludable. Destino más que recomendado, la ciudad es preciosa, se puede recorrer toda andando o en bicicleta, hay muchos parques y zonas verdes para hacer un picnic o deporte (si tienes suerte que el día es soleado) y el estilo de vida escandinavo y su popular Hygge son inspiradores.

#viajes #saludable #menu #escandinavo #nórdico #orgánico #km0 #temporada #local #vegetales

  • White Facebook Icon
  • White Instagram Icon
  • White LinkedIn Icon
  • White Twitter Icon

© 2017 by Noshture.